El grito de Dolores de la oposición

En este 209 aniversario de la Independencia de México fue el primer grito de este nuevo gobierno encabezado por el Lic Andrés Manuel López Obrador, tuvo un lleno total en el Zócalo de la Ciudad de México calculan alrededor de 70,000 personas.

El júbilo de la gente fue tan grande que hasta organizaron viajes en autobús de turistas de diferentes partes del país, para asistir al festejo del grito, cinco horas antes de empezar el festejo ya estaba con un lleno total, por lo tanto tuvieron que cerrar accesos de ingreso, así que la gente empezó a ocupar las calles aledañas; contando a estas personas se estiman entre 120,000  y 130,000 asistentes algo también histórico un lleno total, después de varios sexenios no se escucharon a voces abiertas el ” tizna tu madre” sobre todo muy sonado en el sexenio pasado en los seis años del ex presidente Enrique Peña Nieto y que se recrudeció este grito el último año, además del conocido grito que se da en los estadios de fútbol y por el cual ya multó la FIFA a algunos estadios de México por gritar el ehhhhhh p…o  nadie escapó de los últimos tres Presidentes de este florido lenguaje otra palabra muy escuchada en los sexenios pasados fue el ¡fuera traidor, fuera!

Este 15 de septiembre del 2019 no fue así, se escuchó el apoyo total con impresionante coro de por lo menos 110, 000 asistentes, los otros 20, 000 digamos fueron de la oposición o los indiferentes a hacer bola, como en los tiempos de la Revolución Mexicana del movimiento que en su mayoría lo iniciaron gente de la clase media, pero también había campesinos, militares, mujeres que no les daba miedo levantar la voz, artistas, caricaturistas, músicos, como era gente de toda, pero eso si, toda encabritada con el gobierno y así como fueron al grito del Zócalo capitalino, personas de la oposición revueltos entre el gentío como en aquel movimiento revolucionario que iba la bola de gente y su fin era derrocar al presidente Porfirio Díaz, cuando entre la masa de gente había saqueos y al no poder definir quién fue o que grupos eran los culpables simplemente decían ” sepa la bola quien fue ” o ” fue la bola”.

Solo que aquí esa bola quedo minimizada entre la otra bola que apoya al Presidente y que cuando entre esa muchedumbre a algunos se le ocurría mencionar el nombre del ex presidente Felipe Calderón era contestado con una rechifla por la otra bola mucho más voluminosa.

Por lo tanto el día del grito los de la oposición que fueron o los anti AMLO, se redujeron a nada entre los ¡vivas! De la gente que sigue apoyando la 4 T .

El presidente Lic Andrés Manuel López Obrador quien rompió con el protocolo de los acostumbrados cinco ¡ vivas! Ahora se sumaron otros once y todos contestados con gran euforia, para coraje de quien odia al Presidente entre ellos: Los ex presidente de México, Vicente Fox Quezada el más obsesionado de los tres últimos, Felipe de Jesús Calderón Hinojosa, Enrique Peña Nieto, un ex candidato a la presidencia como lo es Diego Fernández de Ceballos, Marko Cortés la mayoría de extracción panista.

 Dentro de su demencia causada por el odio e impotencia de no lograr él  la aceptación del pueblo, Vicente Fox dijo: Que el actual Presidente lo habían dejado muy solo, quizá vio el Zócalo a las 5 am, mucha de esta obsesionada oposición se quedaron con el intestino colapsado al ver la enorme respuesta del pueblo y que por primera vez no se escucharon las afamadas y mexicanisimas palabras y frases, como la del recuerdo a la madre, el heeeee p…o, la de ¡traidor, traidor!, ¡espurio!, ¡fuera! Y otras frases y palabras de lenguaje coloquial muy de México porque hasta en eso hay un florido y colorido lenguaje tan picante como la salsa de Chile habanero.

                                                                     ¡ LOS VIVAS !

En cada ¡viva! Hubo seguramente muchos retorcijones de estomago, vómitos, dolor de cabeza, mareos, insomnio y sobre todo más odio, de ver la respuesta del pueblo y de la buena opinión extranjera.

Entre los que les provocaron seguramente uno o varios de estos síntomas están: Vicente Fox, Felipe Calderón que prefirió guardar silencio o al menos que su estado etílico no le permitiera dar opinión por twits al estilo Trump, Diego Fernández de Ceballos, el mismísimo Enrique Peña Nieto, Alejandro Moreno, Carolina Viggiano, Osorio Chong, Videragaray y la lista sería muy extensa, sumado a algunos Gobernadores, Alcaldes, Senadores y Diputados de la oposición.

Cuanta diarrea coloquialmente hablando a de haber ocasionado este grito eufórico de ¡vivas! Y no sólo de cinco sino de veinte de los cuales fueron:

¡Viva Miguel Hidalgo y Costilla! ¡Viva Josefa Ortiz de Domínguez! ¡ Viva José María Morelos y Pavón!

¡Viva Ignacio Allende! ¡Viva Leona Vicario!

Esas ¡vivas! Son las del protocolo y del cual respondían con mucho ánimo los concurrentes y aumentaba el furor con las otras once ¡vivas! Que fueron:

¡Vivan las madres y padres de nuestra patria! ¡Vivan los héroes anónimos! ¡Viva el heroico pueblo de México! ¡Vivan las comunidades indígenas! ¡Viva la libertad! ¡Viva la justicia! ¡Viva la democracia!

¡Viva nuestra soberanía! ¡Viva la fraternidad universal! ¡Viva La Paz! ¡Viva la grandeza cultural de México!

Entre tantas ¡vivas! Y ánimo de los asistentes seguro a la oposición aumentaba el torzón de intestino, porque hay tan malos patriotas que desearían el fracaso de este gobierno, olvidándose que en el mismo barco vamos todos excepto tanto corrupto, que han robado tanto que ellos se pueden subir al barco que quieran en el país que deseen, por eso no les importa el rumbo pelearán con todo volver a los privilegios de antes y a seguir saqueando el país.

Aun así la reacción del unísono coro de ¡Presidente, Presidente!, ¡No estás solo, no estás solo!, ¡Si se pudo, si se pudo!, ¡Es un honor estar con Obrador! De alrededor de entre 100,000 y 110,000 voces coreando juntas estas frases, el resto de los asistentes algunos 20,000 son los de la oposición o los indiferentes al cambio, solo fueron a hacer bola.

Debe ser inquietante para la oposición y aumentar su odio hacia la cuarta transformación.

 ¡Cuánto civismo y amor a la patria hace falta! Muchos se acostumbraron al saqueo desmedido del erario y que solo una élite se beneficie.                        

 Y termino diciendo ” ya chole con lo mismo de los mismos”.

                                                                        Yo opino ¿y tú ?   

                                                                          Rosa Ofelia Garza de la Peña

                                                        

Comentarios

Compartir